Sopa de espárragos y ajo


Tendréis que perdonar por esta entrada escrita así de esta forma tan inusual, el subrayado es cosa del Mac de mi hija que parece se reafirma el solito. Ya he tocado a todos los botones y he metido la entrada como mil veces, así que he decidido dejarlo, porque cuando no se van las letras se van las fotos y me estoy "jartando" de sopa y de entrada.
Estos Appel seran magnificos pero a mi no me va.
Todo esto es debido a que he recibido varios visitantes indeseables en mi cocina/ordenador , como troyanos, espías y ¡¡vaya usted a saber cuantos indeseables han entrado a comer ¡¡¡¡. Desde la última entrada ando en dique seco, bueno mas bien de limpieza general.
No es lo que hacían nuestras madres después de Semana Santa ??, limpiar las cocinas antes del verano. Esperemos que a mi no me la limpien mucho y pueda rescatar algunos cacharros que le tengo mucho cariño.
Tengo a toda la familia en jaque.
Bueno, como aun llueve en media España y en la otra tambien y hace fresquito os traigo esta sopita para que os calentéis.
Es un sopa de ajo con pedigrí de espárragos trigueros


SOPA DE ESPARRÁGOS CON AJOS o sopa de ajo con espárragos.

Para 1 persona.

Ingredientes:
1 ajo
1 cucharada de aceite de oliva virgen español
3 espárragos
dos rebanadas de pan frito o tostado
1 huevo
agua, la justa
sal

Elaboración:

Primero tuesto el pan, si preferís freirlo ya sabéis que la operación bikini se hunde.
En una cazuelica de barro ponemos la cucharada de aceite junto con el ajo en rodajitas, lo asustamos, vamos que le dejamos hasta que comienza a freirse, lo apartamos ya que el barro aguanta mucho el calor y seguidamente cuando veamos que ha bajado un poco la temperatura, un minutillo escaso, añadimos agua y los espárragos cortaditos en trocitos pequeños.. -reservamos las puntas.
El espárrago se corta primero la parte mas dura, vamos flexionàndolo hasta que se parte por si solo, la parte leñosa se desprecia y seguimos partiendo en trocitos pequeños, hasta llegar a la yema o punta que reservamos.
Salamos y cuando vemos llevan unos minutillos, pocos, se ven mas verdes, le cascamos el huevo. Es conveniente cascar el huevo en un recipiente aparte por si las moscas no sale bien.
Hay ue controlar el agua por si hay que añadirle, cosa extraña, pero el barro evapora y aguanta mucho el calor. Hay que apartarlo del fuego antes que cualquier cazuela normal.
Cuando vemos el huevo casi pochadito añadimos las puntas y el pan. apagamos el fuego y dejamos reposar. Rectificar de sal.
Una cosa si no os gusta comer ajos antes de poner los espárragos podéis apartarlos con un tenedor, el sabor ya lo ha dejado.

Solo deciros ¡¡ que aproveche ¡¡¡¡¡


Seguir leyendo...